Para todo Mundo

viernes, 20 de abril de 2012

El tercer mejor chef del mundo reprobó todos los cursos de cocina

Reabrió el Mugaritz y recuerda que estudió cocina porque su mamá no quería que se muera de hambre. “Pensó que si era cocinero, por lo menos comida no me iba a faltar.






Andoni Luis Aduriz reabre hoy, después de cuatro meses en restructuración, las puertas del Mugaritz ubicado a ocho kilómetros de San Sebastián. Este restaurante es, según la lista San Pellegrino 2011, el actual tercer mejor restaurante del mundo. Aduriz, un cocinero vasco máximo discípulo de Ferrán Adrià, es una de las figuras más importantes de la cocina mundial. Su innovación y creatividad han hecho que miles de personas lo veneren.

Se parece a Harry Potter viejo. Pero este mago no necesita una varita para hacer las más extravagantes creaciones. Sin embargo, este talento fue descubierto cuando él menos se lo esperaba. De pequeño no era un buen estudiante. Cuando tenía 14 años, el sistema educativo español lo obligaba a elegir una carrera. A él no le importaba nada. En ese año jaló todos los cursos del colegio. Desde educación física hasta religión. Sus padres lo matricularon en la Escuela Superior de Cocina de San Sebastián.
“Mi mamá pasó mucha hambre en la Guerra Civil y creo que pensó que si era cocinero, por lo menos comida no me iba a faltar”, dijo en alguna entrevista Aduriz.
Ya en la escuela de cocina, cuando se pensaba que la cosa sería distinta,reprobó todo el primer año y tuvo que repetirlo. No quería estar ahí, pero seguía por dos motivos: no sabía qué hacer con su vida y no quería defraudar a sus padres, quienes hacían un gran esfuerzo para pagarle sus estudios. “Al comienzo la cocina no me interesaba. Yo soy despistado, solo me engancho cuando me gusta mucho”.
Después de dos años estudiando cocina sin algún sentido en su vida, comenzó a juntarse con los raros de la clase. Con ellos empezó a leer revistas y libros de cocina. Fue ahí cuando algo cambió en su forma de pensar. Se dio cuenta que se podría hacer más, que era “una actividad creativa” y que él “podía crear”. A partir de ahí comenzó una carrera ascendente. Trabajó con Juan Mari Arzak, Fermín Arrambide, Pedro Subijana, Martín Berasategui, Ferran Adriá, entre otros. Fue con este último con el que desarrolló un mundo nuevo de sensaciones que hoy mira al infinito.

 fuente  http://elcomercio.pe/gastronomia/1402946/noticia-al-tercer-mejor-chef-mundo-no-le-gustaba-meterse-cocina.

Segunda edición de feria gastronómica "Invita Perú" espera 100 mil personas

Habrá alrededor de 250 establecimientos en los 6 mil metros cuadrados destinados en el Centro Comercial Mega Plaza







Se anunció la segunda edición de la feria gastronómica ““Invita Perú”:http://elcomercio.pe/tag/274976/invita-peru”. Esta se realizará en el Centro Comercial Mega Plaza del 23 de junio al 1 de julio y, dicen los organizadores, esperan la asistencia de más de 100 mil personas en los 6 mil metros cuadrados que tendrá el evento.
Este lugar de concentración gastronómica está dedicado a promover y estimular la calidad entre los negocios de comida emergentes en distintas zonas del país. Han confirmado su asistencia 150 establecimientos, entre los que encontrará todo tipo de comida, desde huariques hasta escuelas profesionales de cocina, además de unos 100 puestos más para proveedores.
También habrá actividades para toda la familia. Disfrutará de show musicales, conferencias, charlas magistrales, concursos, entre otras cosas.

Primeros implementos de cocina de América serían de hace 14 mil años

Las piezas, encontradas a 940 kilómetros al sur de Santiago de Chile, serían una de las evidencias más antiguas de la existencia de humanos en América







Santiago de Chile (EFE). Un grupo de arqueólogos y antropólogos chilenos hallaron en una excavación del sur del país austral varias piedras que, según sus indagaciones, fueron herramientas creadas y usadas por seres humanos que habitaron el lugar hace más de 14.000 años.
Las piezas, encontradas por científicos de la Universidad Católica de Temuco y de la Universidad Austral de Chile (UACh) en un yacimiento paleontológico cerca de la ciudad de Osorno, situada 940 kilómetros al sur de Santiago, se caracterizan por tener filos retocados destinados a cortar o hacer incisiones.
“Son desprendimientos de roca con un golpe intencional bastante simple que evidencian que están retocadas y eso significa que se trata de un artefacto producto de un ser humano. Nos da la idea que en esa época ya está habiendo diversidad cultural”, explicó a Efe Ximena Navarro, arqueóloga de la UACh.
El hallazgo tuvo lugar de manera accidental en 2010 mientras un grupo de paleontólogos estudiaban los restos fosilizados de gonfoterios, unos antepasados de los elefantes actuales que habitaron la zona y que presumiblemente eran cazados por las comunidades humanas de la zona. Los artefactos serían una de las evidencias más antiguas de la existencia de humanos en América.
PARA HUESOS Y CARNE


La investigación confirmaría que estos pobladores formarían parte de una de las primeras oleadas migratorias procedentes de Asia, ya que, según la experta, cruzar el continente de la actual Alaska hasta llegar a Chile les podía demorar bastantes miles de años.
Según las primeras hipótesis, en comparación con los habitantes de Monte Verde, se denota una cierta evolución en el tratamiento de las herramientas que, a falta de confirmación, se usarían para cortar huesos y carne y fabricar otros artefactos. “Utilizaban mejor materia prima, como basaltos de grano medio, un tipo de roca volcánica, y nódulos de obsidiana, que ellos habían seleccionado de algún río, lo que significa que hay un mejor reconocimiento de los recursos”, argumenta Navarro.
“Eran seguramente una sociedad de cazadores recolectores con una mayor amplitud de apropiación de recursos como bayas o semillas, y probablemente cazaban animales enfermos de manera que los acorralaban y los dejaban morir”, agrega Navarro para explicar las características de estos pobladores.
El hecho que los habitantes abandonaran estas herramientas viene a demostrar, según la investigación, que Osorno, a diferencia de otras excavaciones como la de Monte Verde donde se ubicó un campamento, era una zona destinada exclusivamente a la obtención de comida.

Contra la obesidad infantil: eliminarían comida chatarra en escuelas de EE.UU.



En los últimos 30 años este problema ha crecido a más del triple y lo que se busca es tener opciones más saludables











La comida chatarra pronto sería difícil de comprar en escuelas públicas estadounidenses, dado que el Gobierno se prepara para emitir nuevas reglas que exigen que se vendan alimentos más saludables en sus cafeterías, una medida que la mayoría de los padres respalda, según un sondeo publicado el jueves.
Con la obesidad infantil en crecimiento, la encuesta halló que la mayoría de las personas coincide en que las papas fritas, los refrescos y los dulces que los estudiantes compran en las máquinas expendedoras o almacenes de las escuelas, además de los desayunos y el almuerzo, no son nutritivos, y apoyan el estándar nacional para la venta de alimentos en las escuelas.
Los resultados del grupo Kids” Safe and Healthful Foods Project (Proyecto de Alimentos Seguros y Saludables para los Niños) llegan en momentos en que el Gobierno federal se prepara para lanzar un estándar a nivel nacional que podría generar una nueva batalla entre expertos sanitarios y escolares y la industria alimenticia.
SOLUCIONES A LA VISTA


Se espera que el Departamento de Agricultura emita sus nuevas guías en junio, según algunos especialistas. Esta normativa podría limitar la cantidad de azúcar, sal y grasa que podrían contener los alimentos que venden las escuelas.
“Esperamos trabajar con los padres, docentes, profesionales de los servicios de alimentación de las escuelas y la industria alimenticia para delinear lineamientos sustentables para que las opciones más saludables estén disponibles para nuestros estudiantes”, dijo el subsecretario del Departamento de Agricultura, Kevin Concannon.
Jessica Donze Black, nutricionista que dirige el Kids” Safe and Healthful Foods Project, dijo que los resultados del sondeo muestran un creciente respaldo a la actualización de estándares que surgieron en 1979.
“Lo que ha cambiado en los últimos 30 años es que la epidemia de obesidad infantil ha crecido a más del triple”, dijo. “El ambiente escolar también ha cambiado (...) Hoy, hay muchos otros lugares a lo largo del día que compiten con una comida saludable en la escuela”, agregó.